[ ¡Olé! ] Este es uno de esos trabajos complementarios a tu labor en el grupo -o que te encargan justo cuando dejas de estar en él-, que son interesantes porque son de estudio y por la cantidad de recursos técnicos y artísticos que has de movilizar para hacer un trabajo bien hecho, rápido, y que responda a las expectativas. El proyecto Matador  me llegó por José Luis Macías (La Banda de Gaal, Glamour, Comité Cisne, Última Emoción, Satélite Pop, Room 101) para grabar las guitarras de unos temas que, en principio, aparecerían en disco con ese nombre. El cantante era Héctor Madero Candelas, autor e impulsor de la idea junto con Julián Nemesio (Agenciados, Seguridad Social, Los Romeos, Revolver, y su propio proyecto, Mónaco), y la programación de las bases corrió a cargo de Macías y el propio Julián. Estábamos a mediados del 93, ya no estaba en IndiosSinDios y me apetecía justo hacer ese tipo de colaboración. Me pasaron una maqueta con bastantes piezas, de las cuales grabé nueve. Al final, los he repartido en dos bloques, uno como MATADOR, con cuatro canciones más sus correspondientes remezclas y versiones instrumentales, y otro como MAQUETA, con el resto del material que se grabó. En principio, el primer bloque era el que iba a ser editado. Y ahí que me fui, básicamente con mi TELECASTER y con la YAMAHA SG 2000-S que me dejó Tomate, a un pequeño estudio situado en la zona de huerta que hoy ocupan la Ciudad de la Justícia y la prolongación de la Ciudad de las Ciencias. Era el AC ESTUDI, de Vicente Sabater y Miquel Gil, en la Fuente de San Luis. Yo vivía entonces muy cerca de allí, y en esa calle había un bar ruidoso y auténtico que era testigo de los análisis de los resultados de la última sesión y de los proyectos para la siguiente. Grabábamos básicamente de noche -la mejor hora para la batalla-, el ambiente era bueno y me encontré con lo normal en las sesiones de estudio con Macías: controla el asunto como pocos, y llena tanto lo que hay ya metido que cuando tú llegas te sientes cómodo y te dejas llevar, casi como improvisando. Además, se le van ocurriendo montones de ideas, soluciones y cosas nuevas sobre la marcha, tanto desde el punto de vista de la estructura de los temas -aquí una intro, allá un puente o un fraseo- como de la armonía o de los timbres, así que cuando vienes a darte cuenta la canción está lista. Ya pude darme cuenta de su capacidad para el trabajo en estudio como productor cuando grabamos los discos de N.E.S. y de Hilario. No hay que olvidar que en su currículum dentro de este campo figura la producción de uno de los discos de culto del rock indie de este país, Fotógrafo del Cielo, de los albaceteños Surfin' Bichos, liderados por Fernando Alfaro. Quedé muy satisfecho con el sonido espeso y bronco con el que se grabaron mis guitarras, que contrasta con la limpieza del resto de lo grabado. Este material podría calificarse de "Tecno-Glam-Rockabilly-Pop" debido a la cantidad de influencias que contiene. Se nota, además de en los arreglos, en las voces, que se adaptan perfectamente a la gran variedad de estilos. A lo largo de los temas, nueve historias bien distintas, nueve buenas canciones, encontré referencias concretas a Duncan Dhu, Marc Bolan, Moody Blues, Zombies, Emerson, Lake & Palmer... ¡y hasta Los Brincos! ¿Hay quién dé más?
Héctor Madero y José Luis Macías Macías y Julián en directo Julián Nemesio
No me siento extranjero en ningún lugar
© José Luis M. Burguet ~ El Guitarrista Virtual CONTACTO CONTACTO
Si estás interesado en descargar alguno de estos temas, tan solo escríbeme un email (pedales@elguitarristavirtual.com) y con mucho gusto te facilitaré un enlace para que puedas hacerlo.